Encuentro en la conciencia de la Unidad en España
diciembre de 2021

Eva Maria Garrido nos habla de una reunión que tuvo lugar en Córdoba el pasado mes de diciembre.


Me gustaría compartir un encuentro que hicimos en Córdoba el domingo 26 [de diciembre de 2021|.

Fue un encuentro de media hora cantando el mantra OM para elevar la frecuencia vibratoria de la ciudad y la de todos las personas que allí asistimos.

A pesar de las fechas festivas, la cantidad de « contagios y aislamientos », de restricciones y de un día de mucho frío y lluvia, nos reunimos 60 personas cerca del río de la ciudad (bajo un puente) y fue muy potente lo que vivimos allí.

Muchas personas conocidas y otras desconocidas unidas por un solo sonido y vibración. Y muchas muchas más a distancia desde sus casas en esa ciudad y otras ciudades, sin saber el número exacto. Quizás llegamos a estar 100, no lo sé.

Algunos de los compartires de personas que asistieron de manera presencial y otras a distancia.

« Ayer, por circunstancias familiares no pude asistir pero, precisamente necesitábamos, por esas circunstancias, una vibración alta y la sentimos justo a la hora a la que comenzó el encuentro. Sólo puedo agradeceros y agradecer a Eva este “terremoto de energía” cargado de Amor y agradecimientos ».

« Buenos días. Me he levantado  con una energía y una claridad como hace tiempo que no tenía. GRACIAS por vibrar en unidad ».

« He cantado OM 31min. Ha sido muy bonito y muy profundo. He sentido una vibración de unidad muy poderosa. Gracias por la propuesta. Allí en presencia ha debido ser espectacular. Abrazos. »

« Gracias. Yo he sentido la vibración atravesando continentes, perforando la Tierra y expandiéndose al espacio…Somos tribu, somos Luz. »

« Gotitas de agua formando las olas del Océano ».

En general comparto con mis palabras lo que me llegaron a transmitir algunas de las personas que se unieron a distancia:  se sintieron sostenidas, acompañadas y con facilidad para sentir la vibración más allá de sus cuerpos. Y en general a todas se nos hizo muy corto los 30 minutos.

Mi sentir: el trabajo de vibración y de Luz comenzó durante toda la organización en los días previos, donde también se coló « la sombra » con parte del miedo a contagios o a pedir autorización legal para poder reunirnos en la calle, y sentí con claridad llegando al lugar del encuentro que habíamos estados acompañados por muchos Seres de Luz que también acudían al encuentro en una tarde oscura y fría.

Sentí la vibración del sonido en mi cuerpo expandiéndose en círculos concéntricos en forma de ondas por toda la ciudad y por todo el Planeta.